Telenoche | Olivia, la perrita glamorosa y su historia de tristeza, superación y amor

Olivia pasea por el barrio con dos colitas y peluches en su boca. Produce mucha ternura verla y más aún, si conocés su historia. Olivia es una perra Golden Retriever cuyo dueño, Luis, murió.

La hija del hombre vino de los Estados Unidos para despedir a su padre y, como no podía llevársela con ella porque es viejita y no iba a resistir el viaje, se contactó con Malena, una rescatista de perros de la calle, para que la cuidara. La perrita pasó de la depresión profunda a la recuperación. El amor y los peluches lo hicieron posible.

Así lo contó Malena, la nueva dueña de Olivia, a Telenoche. «Varias personas me arrobaron en un tuit (cuando pasó lo del dueño) y me contactó su hija. Cuando la conocí a Olivia la sumé a mi grupo de perros rescatados», contó Malena cómo fue el inicio del vínculo.

La perrita al principio estaba muy deprimida hasta que descubrió los peluches que había en la casa para donar. Se hizo fanática de los juguetes y empezó a pasear con ellos como bastón para olvidar a su dueño. Hoy está mucho mejor, acompañada por otros perritos, Malena y profesionales que siguen su salud.

La hija de Luis, el dueño, no perdió contacto. Se comprometió a pagar todos los gastos de Olivia de por vida.

Compartir

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: