SpaceX envía a cuatro astronautas a la Estación Espacial Internacional

SpaceX, la compañía espacial de Elon Musk, envió el domingo a cuatro astronautas hacia la Estación Espacial Internacional. A bordo de la cápsula Crew Dragon, esta es la primera misión completa de la NASA, después de que en mayo un cohete ‘Falcon 9’ mandara al espacio a dos estadounidenses por primera vez en nueve años desde territorio norteamericano. Desde Cabo Cañaveral (Florida, EE UU), a las 7.27 de la tarde hora local (1.27 de este lunes en horario peninsular español), la tripulación compuesta por tres astronautas de la NASA (Mike Hopkins, Victor Glover y Shannon Walker) y uno de la JAXA, la agencia espacial japonesa (Soichi Noguchi).

“Ha sido un despegue increíble”, dijo Hopkins hora y media después de partir desde Florida. La cápsula en la que viaja junto a sus tres compañeros elevará gradualmente su órbita durante 27 horas, tiempo en el que los astronautas podrán comer y dormir ocho horas antes de acoplarse a la Estación Espacial Internacional, a 400 kilómetros de altura sobre la Tierra, momento previsto a las 11 de la noche de este lunes (las cinco de la mañana del martes en Madrid).

Inicialmente, el lanzamiento estaba previsto para el sábado, pero fue pospuesto debido a la previsión de fuertes vientos, remanentes de la tormenta tropical Eta, que hubiera dificultado el regreso del cohete Falcon 9, que a diferencia de otros a lo largo de la historia, es reutilizable. El domingo, una pequeña fuga de aire disminuyó la presión de la cápsula en la que viajan dos horas antes del lanzamiento, dijeron fuentes de la NASA. Pero los técnicos pudieron solventar la incidencia y el despegue pudo completarse tal y como estaba previsto.

Los astronautas vestían sus trajes blancos y llegaron a la plataforma de lanzamiento del Centro Espacial Kennedy a las 4.30 de la tarde a bordo de tres coche Tesla, cuyo propietario es también Elon Musk, dueño de SpaceX. Acompañados de personal de la compañía y de la NASA, el operador de la misión, Jay Aranha, habló desde la sede de la empresa en Hawthorne, California, para desear un “increíble viaje”. El comandante Hopkins agradeció: “A toda la gente de la NASA y SpaceX, trabajar juntos en estos momentos difíciles, inspiramos a la nación y el mundo. Ahora es el momento de que nosotros hagamos nuestra parte, Crew 1”.

El vicepresidente Mike Pence estuvo presente en el lanzamiento y dijo que bajo la administración del presidente Donald Trump, América había “renovado el compromiso para liderar la exploración espacial”. El presidente electo, Joe Biden, envió un tuit felicitando “el poder de la ciencia”.

La NASA califica la misión de hoy como la primera privada de la historia, la primera “operacional” para un cohete y vehículo de astronautas que se ha tardado 10 años en completar. Representa una nueva era en la carrera espacial, ya que cohete y cápsula son propiedad y operados enteramente por una empresa privada. Un vuelo de pruebas de la Crew Dragon de SpaceX envió en agosto a dos astronautas a la Estación Espacial Internacional, la primera vez en nueve años que partían humanos desde suelo estadounidense tras el cierre del programa de transbordadores en 2011. Desde entonces, los astronautas de Estados Unidos habían despegado con la nave Soyuz rusa desde Baikonur (Kazajstán). En 2014, la NASA firmó contratos con SpaceX y Boeing para lograr cápsulas competitivas al espacio y dejar de depender de Rusia.

La misión de SpaceX lanzada el domingo es la primera de seis de la NASA. La compañía también ha contratado misiones privadas con personalidades como Tom Cruise. Musk no estuvo presente en el lanzamiento después de informar de que tenía coronavirus. Por ello, SpaceX y la NASA prefirieron no correr riesgos. “Nuestros astronautas han estado en cuarentena durante semanas y no deberían estar en contacto con nadie”, dijo el jefe de la NASA, Jim Bridenstine.

Compartir

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: