La UE y el Gobierno, contra los ‘museos ocultos’

Tan solo el 8% de las obras de arte que poseen los coleccionistas privados puede verse en museos. El 60% está en casas privadas o en despachos y pasillos de oficinas. El tercio restante permanece escondido en almacenes, en bóvedas de banco y en los llamados museos ocultos (conocidos en el mundillo como puertos francos). Tanto la Unión Europea (mediante una directiva ya en vigor) como el Gobierno español se han propuesto acabar con las irregularidades que los rodean en muchos casos. En España, el Ministerio de Economía presentará en un próximo Consejo de Ministros un anteproyecto que modifica la ley de prevención del blanqueo de capitales y financiación del terrorismo, según han informado fuentes de ese departamento. Regulará, entre otras, las actividades de quienes “actúen como intermediarios en el comercio de obras de arte cuando lo lleven a cabo en puertos francos”. El texto, que transpone la directiva europea, llegará al Congreso “esta primavera”.

Seguir leyendo

Compartir

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: