La comedia negra que igualó en ventas a Harry Potter

Influido quizás por la figura de su abuelo, que fue policía en Brighton, confiesa Richard Osman (Essex, 49 años) que en otra vida le habría gustado ser detective, pero su periplo ha ido por derroteros distintos antes de encontrarse de nuevo con el mundo del crimen en forma de extraordinario éxito literario. Productor televisivo y rostro reconocido en todo Reino Unido como presentador del concurso de la BBC Pointless, Osman ha protagonizado con su primera novela un fenómeno que no se veía desde que J.K Rowling debutara con Harry Potter y la piedra filosofal en 1997: más de 170.000 ejemplares vendidos en menos de dos semanas en Reino Unido, un contrato por tres libros más y los derechos para el cine adquiridos por Steven Spielberg.

Seguir leyendo

Compartir

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: