Jaume Plensa: “Estoy enamorado de lo colectivo, de la sociedad, del ser humano”

Durante dos años, Jaume Plensa ha recorrido el mundo en un “viaje de placer”. Ha saltado de Nueva York a Niza, Antibes, Montreal, Tokio, Chicago… siguiendo la estela de su propia obra, esculturas que a lo largo de los años han ido ocupando un número creciente de entornos públicos, desde edificios a plazas, jardines, islas, costas o montes para construir, en sus propias palabras, “un lugar al que siempre puedes volver” y crear así nuevas formas de interacción entre los espacios, los animales y las personas.

Seguir leyendo

Compartir

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: