Israel inicia la cuenta atrás para volver a confinarse mañana

Un judío ortodoxo con mascarilla posa para una fotografía junto al Muro de las Lamentaciones de Jerusalén (Israel). EFE/ Abir Sultan

Un judío ortodoxo con mascarilla posa para una fotografía junto al Muro de las Lamentaciones de Jerusalén (Israel). EFE/ Abir Sultan

Jerusalén, 17 sep (EFE).- Israel comienza hoy la cuenta atrás para volver a confinarse este viernes, mientras se mantiene por encima de los 4.500 contagios diarios, aunque con una reducción sobre los 5.500 de ayer, y con unas normas de movilidad y reunión que estarán llenas de excepciones.
El gobierno aprobó esta mañana los detalles finales del nuevo confinamiento nacional, que se prevé se mantendrá durante al menos tres semanas, pero que las autoridades advierten que se extenderá de no bajar drásticamente la morbilidad.
Hoy, antes incluso de que se inicie el confinamiento, dejaron de estar operativos presencialmente los colegios, guarderías y centros educativos, cuyo cierre se adelantó ante el imparable crecimiento de los contagios. Hoy se registraron 4.532, una cifra muy inferior a los más de 5.500 de ayer, enorme para una población de unos nueve millones de personas.
LIMITACIONES DEL NUEVO CIERRE
– Los israelíes no podrán salir a más de 500 metros de sus casas.
– Cierre de guarderías, colegios y centros educativos.
– Cierre de todos los comercios excepto los esenciales.
– Cierre de atención al público presencial en cualquier negocio y en oficinas públicas.
– Cierre de gimnasios, centros de ocio, piscinas, museos y centros comerciales.
– Reducción del transporte público, un asiento libre por cada pasajero en trenes y los taxis solo podrán transportar a una persona por trayecto (excepto que la otra sea dependiente) y deberá tener las ventanas abiertas siempre que sea posible.
– Cierre de bares y restaurantes, que solo podrán servir a domicilio.
– No se podrán hacer visitas a domicilios de otras personas, si no es para ayudarles en cuestiones esenciales.
– Limitación de reuniones a diez personas en el interior y veinte en exterior, con distancia de dos metros entre ellas.
– Las oficinas e instituciones públicas funcionarán al 50% de su capacidad.
EXCEPCIONES
– Podrá hacerse deporte al aire libre individual o en familia.
– Podrán ir a la playa quienes vivan cerca, solo a nadar o a hacer deporte y se deberá llegar caminando, no en coche.
– Podrá irse a trabajar, siempre que se cumplan con las limitaciones de aforo en los centros de trabajo y no sea cara al público.
– Podrán ir trabajar los trabajadores esenciales, como empleados de supermercados, limpieza, transportistas, tiendas de tecnología, periodistas, sanitarios, psicólogos, etc.
– Podrán abrir tiendas de primera necesidad: alimentación, farmacias, ópticas, productos de tecnología, etc.
– Podrán abrir hoteles que estén prestando servicio a trabajadores extranjeros, pero los espacios comunes estarán cerrados.
– Abrirán internados, centros educativos para niños con necesidades especiales y para jóvenes en situación de riesgo.
– Excepciones religiosas: a partir del miércoles, se podrá salir para ir a comprar las cuatro especias tradicionales de Sucot (fiesta de los tabernáculos) o a realizar rituales religiosos, y durante todo el confinamiento las mujeres judías también podrán salir de casa para acudir a los baños rituales (mikveh). Se podrá rezar en sinagogas, con un aforo máximo que dependerá de lo grande que sea y el número de entradas que tenga, con un máximo de una persona cada cuatro metros cuadrados. En interior, habrá un máximo de entre 10 y 25 asistentes (dependiendo del edificio y del ratio de infecciones locales), se mantendrá distancia y habrá plásticos de separación y dos asientos vacíos entre cada fiel. En el exterior, habrá un máximo de 20 personas, sin pantallas de plástico y dejando un asiento vacío entre cada fiel o grupo de fieles de la misma familia.
– Otras excepciones: Podrá asistirse a manifestaciones, ir a donar sangre, a juicios, a funerales de familiares de primer grado, a prestar ayuda esencial a alguien o para el intercambio de menores en el caso de padres separados.
Dentro de dos semanas, el Gabinete de Ministros volverá a debatir la situación y valorará si continuar en el mismo formato o introducir cambios en las restricciones, para aliviarlas o agravarlas.
Habrá multas de 500 shéqueles (unos 125 euros) para quienes estén a más de 500 metros de su domicilio no entren en ninguna de las excepciones contempladas para ello.
Con estas medidas, Israel espera poder controlar la segunda hora de coronavirus y reducir la cifra de morbilidad, que se ha situado en el último mes entre las mayores del mundo, pese a que la mortalidad de la COVID-19 en el país sigue siendo muy baja, con un total de 1.165 fallecidos entre los más de 170.000 infectados. EFE
aca/jgb

MAS NOTICIAS

Compartir

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: