Hurlingham: asesinaron a puñaladas a un empleado de la AFIP para robarle la bicicleta eléctrica

Mariano Figueora fue asesinado a puñaladas cuando le faltaban tres cuadras para llegar a su casa en la localidad bonaerense de Hurlingham. El hombre, empleado de la Regional Oeste de la AFIP, había salido a comprar cigarrillos y fue interceptado por delincuentes que lo mataron para robarle la bicicleta con motor en la que circulaba.

El crimen ocurrió este domingo minutos después de las 6 de la mañana y la víctima, de 38 años, tuvo pocas chances de resistir frente a los dos sujetos armados con cuchillos que lo atacaron y le dieron una puñalada mortal en el abdomen. Figueroa agonizaba mientras los ladrones huían del lugar con su «bicimoto», la mochila, la billetera, el celular y hasta el casco que tenía puesto.

La bicicleta eléctrica que le robaron a la víctima. (Foto: Facebook/Criminis Causa)
La bicicleta eléctrica que le robaron a la víctima. (Foto: Facebook/Criminis Causa)

Pese a estar gravemente herido, el hombre apuñalado logró caminar los metros que le faltaban para llegar a su casa y se desplomó en cuanto le abrieron la puerta. Murió en brazos de su esposa y para cuando llegó la ambulancia una media hora después los médicos ya no pudieron reanimarlo.

Los sospechosos, que serían tío y sobrino, quedaron registrados en una cámara de seguridad y horas después fueron localizados circulando en el vehículo robado por la calle Solís en el límite del Arroyo Morón. Hubo una persecución y la policía los atrapó en una casa donde buscaron refugio.

Según Télam, fue en la comisaría 1° de Hurlingham que los testigos declararon que estas dos personas estaban en el festejo de cumpleaños y que “habían escapado de la casa cuando ingresaron los policías, al saltar por los techos de las viviendas linderas”. Poco antes, habían salido a comprar algo para tomar pero al regresar “dijeron que habían bardeado y contaban dinero en efectivo” , relataron. Eran vecinos del barrio que vivían a pocas cuadras de la escena del crimen.

El último adiós en las redes. (Foto: Facebook/AEFIP Regional Oeste).
El último adiós en las redes. (Foto: Facebook/AEFIP Regional Oeste).

“Me dejaron sin nada. Me sacaron todo lo que me quedaba. Mi bebé nació el 9 de mayo y por la pandemia no la pudo ver. Mi hermano me decía: ‘¿Cuándo podré conocer a mi sobrino? Y eso me lo arrebataron, mi hijo nunca va a conocer a su tío”, dijo a Clarín Roxana Figueroa, la hermana del hombre asesinado.

Tras las detenciones, la mujer afirmó: «Encima tenemos que decir que tuvimos suerte. Porque la Policía y la fiscalía actuaron rapidísimo y tuvimos buenos resultados. Ahora lo que yo quiero es confiar en la Justicia y que no los larguen, porque no pueden destrozar a otra familia como destrozaron la nuestra«. La causa es investigada por el fiscal Pablo Ravizzini, de la UFI N° 7 de Morón.

Otro crimen

Días atrás, mataron a un vecino durante una entradera. El hombre salió a defender a su pareja, Mónica Massaroti, del ataque de dos motochorros y fue ejecutado. Se llamaba Jorge Ribas, tenía 59 años, y murió en el acto.

Compartir

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: