‘Free jazz’ para tararear

El titán se levanta de la cama en mitad de la noche. Trastabillando sombras, recorre a tientas el pasillo oscuro hasta dar con un interruptor. Ni tan siquiera la luz le permite enderezar el paso. Camina lento, renqueante, y en una pausa para tomar de nuevo impulso, cae al suelo de improvisto como una torre derruida. Con esta metáfora, la del coloso con pies de barro, describen Baldo Martínez, Juan Saiz y Lucía Martínez su debut: Frágil Gigante, nueve cortes detallistas que se basan en la libre improvisación.

Seguir leyendo

Evan Parker: el mundo en sus pulmones

Compartir

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: