Disney rediseñará atracción inspirada en una película de conotaciones racistas

Disney modificará la atracción «Splash Mountain» de sus parques estadounidenses, que evocan el pasado racista de Estados Unidos, para adaptarlas a la historia de su primera princesa negra, Tiana, anunció el jueves.

Una atracción muy popular de Disneyland, en California, y Disney World, en Florida, «Splash Moutain» consiste en un recorrido acuático que se hace en un vehículo que simula ser un tronco que termina en una gran caída en el agua.

La temática actual de «Splash Mountain» alude a una muy controvertida película de Disney de 1946, «Canción del Sur».

Desde su estreno, la cinta fue blanco de críticas que la acusaban de reproducir clichés racistas y pintar bajo una luz idílica las plantaciones de esclavos del viejo sur de Estados Unidos.

Por estas razones, no se ha exhibido en cines desde la década de 1980 y nunca se llegó a lanzar en DVD.

«Canción del Sur» («Sounds of the South») también fue excluida deliberadamente del catálogo de las plataformas de video a pedido Disney+.

Las dos atracciones «Splash Mountain» se «reinventarán por completo» y en el futuro representarán la historia de «La princesa y el sapo», cuya heroína Tiana es la primera princesa negra de Disney.

«El nuevo concepto será inclusivo, todos nuestros visitantes podrán verse reflejados y sentirse inspirados, y hablará a la diversidad de los millones de personas que visitan nuestros parques cada año», dijo la compañía de entretenimiento número uno del mundo en un comunicado.

La decisión sigue la estela de iniciativas y pedidos para eliminar de los espacios públicos estatuas y monumentos asociados con la esclavitud y la opresión racista en todo Estados Unidos, a raíz de las protestas por la muerte del ciudadano negro George Floyd a manos de un policía blanco.

Para Disney, el cambio de tema de «Splash Mountain» tiene «un significado particularmente importante hoy», pero la compañía apunta que ya había comenzado este proceso desde el año pasado y tiene por política adaptar sus atracciones a la época actual.

A raíz del movimiento #MeToo, una escena que mostraba a mujeres que eran vendidas en una subasta, por ejemplo, fue retirada de una atracción de «Piratas del Caribe» en Disneyland.

«Es importante que nuestros visitantes puedan reconocerse en las experiencias que creamos», dijo Carmen Smith, encargada de la creación de estrategias de inclusión en Disney.

El grupo no detalló cuándo estarán listos estos cambios en sus dos parques de Estados Unidos, que actualmente permanecen cerrados a causa de la pandemia de coronavirus.

amz/jm/ll/gma

MAS NOTICIAS

Compartir

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: