Astrología Kármica: Los signos cardinales y las claves para los nuevos comienzos

Aunque la situación social es difícil, compleja e incierta, es preciso tener en cuenta que contamos con la posibilidad de dar un nuevo principio a nuestra vida y sumar personas a la tarea. Se vive una etapa donde el valor de lo comunitario es esencial.

Hoy en Buen Karma, vamos a darte claves para desarrollar el arte de atreverse a emprender nuevos rumbos. Para ello hay que trascender el miedo al fracaso y cultivar pureza de intenciones.

“La mente que se abre a una nueva idea, jamás volverá a su tamaño original. En tiempos de crisis, sólo la imaginación es la estrategia para que la voluntad sea dócil y avance” Einstein.

La señal en el cielo: la cruz cardinal en todo su esplendor

Como siempre, consultamos las posiciones planetarias para tomar sus energías a favor y renovarnos permanentemente. Nuestra premisa es no creer nada, pero siempre tratar de probar si es verdad.

En Fundación Fhers, nos dedicamos a vivenciar y experimentar en la vida diaria estas energías cósmicas. Sin descuidar el trabajo de estar alerta y modificar nuestro carácter, si genera rivalidad o enemistad.

En estos tiempos lo que se llama cruz cardinal: Aries-Libra- Cáncer- Capricornio tienen varios planetas transformándolos, incluso por retroceso, como invitándonos a todos a revisar nuestras acciones hasta ahora, y tomar la iniciativa para recrearnos. Más que nada ser consciente dónde pongo mi atención, mi mente, y mi voluntad.

Estos signos están presentes siempre en la carta natal kármica del día de nacimiento, así que se puede investigar cuánto hemos utilizado su poder, tanto sea para el bien de muchos o egoístamente.

La energía cardinal moviliza, crea, consigue y alcanza. Es energía de emprendimiento. Según cómo se utiliza y para qué, puede traer conquistas egocéntricas y personales, o altruistas y comunitarias.

“Cuando el ser humano piense en totalidad, se dará cuenta de que forma parte de un sistema vivo y que si se trabaja para el bien de todo lo existente, entendiendo que yo, estoy en ese todo, los beneficios llegarán inexorablemente. Lo que divide termina, lo que une persiste”.

Hay energías para emprender un nuevo destino. Fuente: Adobe
Hay energías para emprender un nuevo destino. Fuente: Adobe

Un signo, una dirección y una cualidad

Aries, Marte y Quiró son el Fuego: generan pasión, avance, iniciativa pero respetando a los demás. Si no esa fuerza se transforma en Ira, frustración, violencia y guerras.

Son tiempos para cambiar el concepto de fuerza de voluntad. Quien viva sólo para conseguir cosas nunca tendrá paz.

Los grandes psicólogos y estudiosos de la conducta humana basan su análisis en este sencillo hecho de que todos los problemas del ser humano surgen de la fuerza de voluntad. El ser humano quiere ser alguien especial, más importante que los demás, más santo, más popular, más adinerado, más querido, siempre más, más y más. Lo mismo da que esté en el mercado material que en el monasterio, porque lucha por llegar a la cima.

Cuanto más luches y triunfes, más te alejarás de tu propio ser, porque cada día te pondrás más tenso, cada día te preocuparás más. Tu vida se convierte en un continuo martirio, por el temor al fracaso. Incluso si has triunfado, sentirás el temor a que alguien ocupe tu lugar.

Todos nacemos con talentos y defectos. El comparar y competir, sólo trae rivalidad y lucha.

Conocerse es el camino para cultivar la prudencia: virtud de Aries, que consiste en discernir y distinguir lo que está bien de lo que está mal y actuar en consecuencia.

Cáncer y Venus son el Agua y generan la emoción: vive cada emoción que sientas. Eres tú.

Odioso, feo, indigno… lo que sea, permanece realmente en ello. Primero dale oportunidad a las emociones de llegar totalmente al consciente. Reprimir, expresarlas contra otros, buscar culpables afuera es desviar la atención. Y estas vuelven una y otra vez para que las evalúes.

No significa callar, esconder y fingir, sino saber que existen también en vos emociones superiores que son las contrarias a lo que descubrís, como el desapego, la dulzura, la ternura y la bondad.

Profundizar en vos, aceptarte y con paciencia liberar el pasado, los viejos esquemas emocionales que buscan afuera la causa de la desdicha, te preparara para lo nuevo

La virtud de Cáncer es la fortaleza que es la capacidad moral de una persona para resistir o sobrellevar sufrimientos o penalidades. El hacerse cargo de sus errores y enmendarlos.

Libra y la Luna son Aire: generan los vínculos y prevalece la mente

Cuando el amor se convierte en una relación exclusiva, se convierte en una esclavitud porque hay expectativas, hay exigencias, hay frustraciones, y un esfuerzo de los dos lados para dominar. Porque se deja que la mente y no el corazón ponga en la persona que elegimos la atención y esa dependencia no deja ver con claridad y puede convertirse en una lucha por el poder.

Si dos o más personas, una familia, un grupo, la sociedad por ejemplo, pueden ser muy amorosas juntas, menor es la posibilidad de cualquier relación que aprisione.

Cuanto más amorosas sean y el trato se dé de manera cordial y afable, mayor será la libertad que exista entre ellos. Cuanto más amorosas sean, menor será la posibilidad de cualquier exigencia, de cualquier control, de cualquier expectativa. Y naturalmente, no hay frustración.

Esto permite la virtud de Libra: una verdadera Justicia que es un principio moral que inclina a obrar respetando la verdad establecida por la ley y dando a cada uno lo que le corresponde. Su práctica lleva a la equidad, inclusión y cuidado del bien en común.

Capricornio, Plutón, Júpiter y Saturno son la Tierra que genera algo tangible: aquí la lucha interna de querer fama, fortuna y poder a veces sin escrúpulos.

“Pareciera que hoy para triunfar en este mundo hay que ser un mentiroso. Pero entonces te pierdes a ti mismo. Triunfas en este mundo y te conviertes en un fracaso en el otro. Y finalmente, el otro es el que cuenta” Osho

Realizar y materializar son posibilidades humanas, lo importante es primero ocuparse de Ser integral, sentir que nada te falta en lo personal y luego construir para muchos.

Estás aquí para realizar tu destino, y los demás están aquí para realizar los suyos. No esperes nada de ellos; si no, los convertirás en exhibicionistas o en falsos líderes.

No esperes nada de nadie, y no colmes las expectativas que tienen los demás acerca de ti. Ni siquiera les des el mínimo indicio de que vas a colmarlas.

Pasa por los sufrimientos que tengas que pasar y estate preparado para hacerlo, pero no permitas que otros se formen expectativas respecto a ti. De lo contrario, el mundo te atrapará y encerrará.

La virtud de Capricornio es la templanza que significa lograr moderación en la atracción de los placeres y procura el equilibrio en el uso de los bienes creados. Asegura el dominio de la voluntad sobre los instintos y mantiene los deseos en los límites de la honestidad.

Hay energías para emprender un nuevo destino, es preciso encontrarlas en vos y ponerlas en acción, para tu beneficio y el de todos y todas.

Compartir

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: